El cónclave de Nueva Canarias apoya por práctica unanimidad la ponencia política 

El V Congreso secunda una propuesta para conformar un amplio espacio capaz de entenderse con otras organizaciones y personas para las elecciones de 2023.

Nueva Canarias (NC), en la primera jornada del V Congreso, ha aprobado hoy por práctica unanimidad, salvo una abstención, la ponencia política, defendida por el presidente saliente y candidato a la reelección, Román Rodríguez. Una propuesta que apuesta por aglutinar a las fuerzas canaristas, de ámbito insular y nacional, para conseguir el máximo nivel de autogobierno y para que se respeten las singularidades y fueros del Archipiélago en el espacio político e institucional del Estado y de la Unión Europea (UE). El cónclave nacional ha apostado así por consolidar un espectro político progresista, capaz de entenderse con otras organizaciones y personas afines o con un nivel de coincidencia, con el objetivo de volver a conformar un frente amplio para las elecciones de mayo de 2023. 

La ponencia política afirma que es posible consolidar un canarismo de amplio espectro, equilibrado ideológica y territorialmente, progresista, transformador y capaz de atraer el apoyo de buena parte de la sociedad de las islas.

Con distintas expresiones partidarias, tanto en los espacios insulares como el nacional canario, Nueva Canarias asegura estar convencida “de que, sólo desde un nacionalismo fuerte en Canarias y en Madrid, es posible influir” en el ámbito político e institucional estatal para “conseguir que nuestro Archipiélago reciba un trato adecuado, respetando nuestros fueros y teniendo en cuenta nuestras especiales circunstancias y dificultades”.

Del mismo modo, añade la ponencia, “seguimos empeñados en buscar entendimientos con otras personas y organizaciones con las que tenemos niveles de coincidencia y con las que queremos volver a conformar” un frente amplio para las elecciones de mayo de 2023.

“Entendemos que hay que contribuir a un proceso de entendimiento y acercamiento” entre las fuerzas canaristas, “sin forzar situaciones ni generar falsas expectativas” y “siempre sobre la base de un programa comprometido”, recoge la ponencia.

Un canarismo, agrega el documento, para la construcción de la nación canaria, “desde más y mejor autogobierno y ganando en soberanías, en capacidades reales de decisión” en los ámbitos políticos, económicos, alimentarios y energéticos. Entendida la buena gobernanza de la comunidad canaria como la mayor legitimación del autogobierno y de la capacidad de todas las personas que viven en las ocho islas para construir el presente y futuro.

Comprometido con la identidad, con las expresiones culturales, deportivas y con el habla canaria. Fuertemente implicado en la consecución de mayores niveles de equidad, en avanzar en el equilibrio territorial y medioambiental, en la plena igualdad entre mujeres y hombres, en combatir el machismo y las violencias derivadas, en priorizar los cuidados de las personas y con el bienestar animal, como seres sintientes que no pueden ser sometidos a ningún tipo de maltrato o tortura.

El Archipiélago, para NC, tiene que consolidar un modelo económico sostenible, sin posibilidades de retornar a planteamientos conservadores que prolonguen las actuales desigualdades. El fortalecimiento del papel de los servicios públicos esenciales y del bienestar, factible entre otros con una fiscalidad progresiva, integra también el modelo social descrito en la ponencia.  

Un movimiento político, añade, transformador, profundamente democrático, que combate y promueve un cordón sanitario frente a la ultraderecha, contundente contra la corrupción institucional e impulsor de la participación ciudadana. Defensor de los intereses de la mayoría social, integrador y solidario con otros pueblos del mundo, como el saharaui que en la actualidad vive momentos de incertidumbre sobre su futuro y derechos. Así como el ucraniano, invadido por el sátrapa mandatario ruso, Vladimir Putin.

Ajeno a estériles ortodoxias ideológicas, la propuesta ideológica de NC para los próximos años describe un progresismo abierto, constructivo y superador de las graves desigualdades que padece Canarias, protector de los derechos y fueros de la comunidad canaria y con aspiraciones a ampliar la capacidad de decisión propia.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.